lunes, 18 de diciembre de 2017

COCINA PARA HACER AMIGOS: SOBAOS AL ESTILO DE OVERA.




                                     Doce dulces con encanto de Overa

         Nuestra tierra siempre ha sido cruce de caminos y pago abundante de todo tipo de productos agrícolas... Por eso su cocina recibe múltiples influencias: murcianas, arábicas, serranas, marineras... y cuenta con unos fantásticos productos que hacen posible el milagro que platos corrientes en otros lugares, aquí tengan el gusto de lo extraordinario...





"Recetas de aquí, de las de antes, y algunas con el toque de ahora. Nuestras...buenas; de Overa"

A todas las mujeres de Overa que han forjado lo que hoy es nuestra historia culinaria. A todas ellas el primer bocado de cada plato que se prepare a partir de este blog.
 
SOBAOS AL ESTILO DE OVERA
Los sobaos ( o pan sobao) es uno de los productos más típicos de nuestra navidad overense. Su elaboración requiere su tiempo, pues hay que sobar bien la masa de pan, e ir incorporando con tranquilidad y maestría los ingredientes para pasar de un producto salado a otro dulce. También es fundamental la aplicación de la levadura para que la masa suba y esponge lo necesario al calor de las mantas y la cercanía del fuego
INGREDIENTES:

Masa de pan.
Matalaúva.

·                    Almendras peladas.

·    Azúcar.

·                    Aceite de oliva.
ELABORANDO UNOS EXQUISITOS SOBAOS CASEROS.- La Navidad está aquí, y en los hogares de Overa sus mujeres se afanan en la elaboración de una gran variedad de dulces de Navidad con recetas recopiladas de generación en generación por sus madres, abuelas......

ELABORACIÓN

1º. Se aliña la masa con matalaúva y se le va añandiendo aceite, azucar y amasando muy bien, o sea "sobándola" muchas veces. 

2º. Se deja reposar en un sitio templado para que suba.


3º.- Se hacen un roscos o panes, moldeándolos entre los dedos y la palma de la mano. Se adornan con almendras y se espolvorean con azúcar. 
4º. Se cuecen al horno hasta que estén dorados.

CURIOSIDADES

Igual que en otras recetas, no se dan cantidades porque se hacen al tacto (y al gusto de cada casa). Hay que comprar masa de pan en la panadería o hacerla en casa con su creciente, no vale la levadura química.

..Y LISTOS!!! AQUÍ ESTÁ EL RESULTADO Y LA SATISFACCIÓN DE ESTAS MUJERES CON EL RESULTADO OBTENIDO!!!

"A NUESTRO GUSTO". COCINA PARA HACER AMIGOS: PAN DE HIGO EN OVERA.

 
Doce platos con encanto de Overa 

     Nuestra tierra siempre ha sido cruce de caminos y pago abundante de todo tipo de productos agrícolas... Por eso su cocina recibe múltiples influencias: murcianas, arábicas, serranas, marineras... y cuenta con unos fantásticos productos que hacen posible el milagro que platos corrientes en otros lugares, aquí tengan el gusto de lo extraordinario...



"Recetas de aquí, de las de antes y, algunas, con el toque de ahora, nuestras...buenas; de Overa"


A todas las mujeres de Overa que han forjado lo que hoy es nuestra historia culinaria. A todas ellas, el primer bocado de cada  plato que se prepare a partir de este blog.


PAN DE HIGO CON ALMENDRAS.-
         El pan de higo es un alimento muy completo, también es un postre muy típico de la Navidad en Overa, sobre todo en épocas anteriores, pues con la incorporacion de la mujer al mundo laboral, se dedica menos tiempo a estas recetas que necesitan un preparación más laboriosa. Junto con los mantecados componen unos de los postres más ricos y solicitados. Acompañado de una copita de Anís o Marie Brizart es una delicia para el paladar.

Es ideal, por su sencillez, para elaborarlo en familia, donde los niños y jóvenes pueden tener una participación muy activa...Y de paso van aprendiendo la tradición... Y la diversión.

 
Ingredientes:

1 kg de higos secos de buena calidad
Medio kg de almendras tostadas
1 cucharada de canela molida
1 copa de ron
3 cucharadas de miel
Media cucharada de matalauva molida
Un pellizco de clavo molido

 

Preparación:

1º Se quitan los rabos a los higos y se pican bien.
2º Las almentras tostadas ya sin piel se pican también.
3º Se mexclan los higos con las almendras, se ñade el clavo, canela, matalauva, el ron y la miel y se mezcla bien hasta obtener una masa compacta.
4ºSe va troceando la masa y formando tortitas redondas de tamaño pequeño. Se puede colocar peso encima para que queden más aplastadas.


Modalidades: 

1º En algunas casas gustan de clavas almendras tostadas enteras encima de los panes de higo a modo de decoración. 
2º Una moda actual es añadirle algun tipo de fruta en trocitos (puede ser confitada...)


In memorian:
En recuerdo de mi vecina Genoveva...que lo hacía riquísimo.

lunes, 4 de diciembre de 2017

RECUERDOS DE LAS FIESTAS DE SANTA BÁRBARA – OVERA. Por Lola Zurano


Barriada de Santa Bárbara, cuna y origen histórico de Overa.    Foto: J. Pardo
       Ya llega el 4 de diciembre, festividad de Santa Bárbara, patrona de mi querida barriada. Tengo en mis manos algunos libros de fiestas que me hacen recordar cómo eran. 
       Mis mayores cuentan con emoción como preparaban y adornaban la barriada, reuniéndose por las tardes en la iglesia, después de cada dura jornada, cuando la unión entre los vecinos era una noble costumbre que hoy en día se pierde. Se encargaban de organizarlas cada año dos personas mayores, "los mayordomos", a los que se les respetaba en sus decisiones. Se tejían guirnaldas y bolas con papel de Manila de colores, los cuales se pegaban con agua y harina, fabricaban arcos con cañas del río y baladre, se ponía un arco a la entrada de la barriada y otro al empezar el camino de la iglesia, nuestra iglesia, la que tanto nos habla de la historia de Overa. Se juntaban una cuadrilla que tocaban el laúd, la bandurria, la guitarra, la pandereta, las castañuelas y hasta hace poco, mi tío tocaba la caña cortada, recuerdo cuando nos deleitaba con sus trovos... ¡ Qué pena que estas tradiciones se pierdan...! 
         Las fiestas se hacían la segunda quincena de septiembre por tres motivos, el primero porque en esta fecha fue cuando se trajo la nueva imagen, la compró la familia Rubio, pues la antigua fue quemada antes de la guerra civil. El segundo motivo es por respetar que la fiesta de la Santa en el Río era el primer fin de semana de septiembre, y la tercera es porque en septiembre hacía mejor tiempo que en diciembre.

        Con la venida de la nueva imagen de Santa Bárbara, nos cuenta María, se le hizo una hornacina en el altar, pues la antigua imagen estaba en el lado izquierdo de la iglesia, y cuenta que había en el altar mayor un enorme cuadro donde se contaba con ilustraciones la vida de Santa Bárbara. Mi tía Ana María, que es una de las mayores de edad, recuerda que la iglesia estaba pintada de blanco, y que en esta fecha de la venida de la nueva imagen se pintó de color gris, simulando bloques y en las columnas de color naranja. También se hicieron dos pilares que aguantaban la parte trasera de la iglesia. Diferentes obras que a lo largo de los años, los vecinos hemos ido haciendo con el noble fin de reparar y conservar esta "vieja" iglesia... Siempre gracias a las donaciones de nuestros amigos y vecinos. Por eso llegó el turno de restaurar nuestra imagen, de la cual pudimos descubrir que está hecha de pasta de resina y es de la escuela valenciana, por la fecha en la que se compró y por la forma de las vestimentas. Es una bella imagen de la que añoran la visita a sus casas los amigos y vecinos de las barriadas de Overa, bellos recuerdos me vienen cuando la llevábamos en procesión y recorría sus calles.


       

        De gran fama eran las fiesta de Santa Bárbara, cuenta Diego que venían grandes grupos de personas de los Oribes y de la Santa, de todos los barrios de Overa, pues no dejan de recordarlo cada vez que nos ven, tanto los de mi edad y los mayores; y hace unos años tuve la grata satisfacción cuando unos abuelos del centro de mayores me relataron como iban a las fiesta de mi barriada a "rondar" las mozas, y lo mas gracioso, descubrir que uno de ellos "rondó" a mi tía. También me contaron entre risas como disfrutaban de los puestos de dulces y de los pasodobles que tocaba la banda, pues era el momento en el que se podían acercar a las mozas y bailar y hablar con ellas. Mi madre cuenta que era la banda de música de Vera, que venía por la mañana, se encargaba de darle el desayuno uno de los mayordomos, en la casa de éste, después iban al barrio del Pilar en procesión con la santa y tocando la música, hasta la misa, después se les daba, normalmente una buena cazuela de arroz recuerda mi madre en su casa, y como anécdota, el grupo de la banda se iba a dormir la siesta debajo del algarrobo que había junto al puente. Luego sobre las 5 de la tarde volvían para tocar durante toda la noche.
 
El arroz, comida comunitaria en nuestra tierra.
Lo que más nos une a Overa son sus fiestas( en las alegrías), y en los entierros( en las penas), , por los avatares de la vida se dejó de hacer las fiestas en Santa Bárbara, la primera vez que se intentó parar la fiesta fue en septiembre de 1964, esto me lo han relatado con delicadeza y respeto mis mayores, episodios que no quieren recordar, pues yo si recuerdo como había un conjunto con batería y guitarras en la cochera de un vecino, al resguardo del tiempo, y como un vecino mayor hablaba con la pareja de guardias civiles, y con que lagrimas mis vecinos lloraban al no poder hace la fiesta. Así pasaron los años, de los que nos quedan hermosos recuerdos, que demuestran lo genuinos y auténticos que somos los de Santa Bárbara, de nobleza y " buena gente"nos llaman los amigos y vecinos de las demás barriadas, pues vaya este homenaje para ellos con este relato: -recuerdo como don Bernardo llegaba a la placeta de Santa Bárbara, unas veces pitaba y otra los esperábamos los críos, nos agarrábamos a la parte trasera de su citróen y lo empujábamos al subir la cuesta, con las risas de son Bernardo y el chillerío de los críos; una imagen entrañable de un hombre solemne y serio que de espaldas al público elevaba los brazos en el altar y luego lo veía sonreir y gastar bromas con los hombres jugando al dominó y a las cartas en nuestro querido bar, la casa de Ana Josefa, buenos ratos que echaba después de misa.
 
Caña para marcar el compás en los bailes.

En el año 1973 se obró el techo de cielo raso, estando don Bernardo de párroco, pues la iglesia de Santa Bárbara ya se estaba abriendo por los lados, por eso con el techo raso se intentó reforzar la estructura de las paredes y para la inclinación de un lateral de la iglesia. Llegó los años 80 y sobre todo a los finales de esta época, el pilar que sostenía el coro se quebró y peligraba su inminente derrumbe, la puerta del lateral de la iglesia se llenó de carcoma, se despegó de un lado de la pared, llegando a no poder cerrarse, los vecinos junto don José Luis, cura de ese momento, vimos conveniente hacer unas obras para subsanar estos peligros, y que conste siempre lo hemos hecho con toda la buena intención y desde el desconocimiento del daño que se le podía hacer. 

          Así empezamos a recaudar dinero recuperando nuestras queridas fiestas, al frente un grupo de jóvenes con nuevas ideas y ganas de trabajar y divertirse a la vez, siempre recaudando fondos para restaurar la iglesia, años felices los 90, hermosas y modernas fiestas que quedan reflejadas en los libros, de los cuales veo con nostalgia como los bares y comercios de nuestra tierra colaboraban, siempre gracias. Trofeos, de los que cuales algunos engalanan el altar de nuestra santa, torneos de petanca, regalos de radio-cassetes, carreras de bicicletas, bailes regionales, grandes orquestas, juegos artificiales en la puerta de la iglesia que iluminaba el solemne edificio y el río Almanzora, o cuando se hizo en la era e iluminaba el castillo, calles y rincones de Santa Bárbara llena del bullicio de las gentes, parejas que surgieron de estas fiestas, cansancio y diversión, satisfacción de las cosas

bien hechas, en fin, fiestas y costumbres, tradiciones que no se deben perder, por todo ello, un homenaje a Overa y a las gentes de sus barrios, que todos estos años nos han demostrado su solidaridad y cariño a esta humilde barriada de Santa Bárbara, gracias en nombre de mis vecinos y en el mío propio. 

viernes, 1 de diciembre de 2017

¡ QUÉ RUINA...!! por Baltasar Haro Collado

“¡QUÉ RUINA!”
 

Grabación del vídeo: ¡Salvemos el Castillo de Overa ! por Levante Televisón.

        El patrimonio histórico de nuestras comarcas (Levante- Almanzora) está al borde del abismo.
El Estatuto de Autonomía establece que se protegerá el patrimonio histórico, artístico, monumental, arqueológico y científico.
Somos la provincia olvidada, marginada, incluso, en el mantenimiento de parte de nuestra historia. Las zonas arqueológicas abandonadas, los bienes inmuebles declarados como Bien de Interés Cultural, se están cayendo a pedazos. Pero a nadie parece importarle. Sólo podemos escuchar algunas voces que alertan sobre la dejadez y poca implicación de las instituciones porque, tal vez, no da suficientes votos y prefieren invertir en “folclore”. 

El Castillo de Overa es una joya arqueológica olvidada por todas las Administraciones.

       Los propios vecinos muestran desapego por aquello que también es suyo. 

Educar a la población en la conservación del patrimonio es invertir en el futuro

       Hay personas que sufren observando el progresivo deterioro, el vandalismo, el expolio… y hacen sonar la alarma para que nos demos cuenta del valor que poseemos y que si no se pone remedio urgente se va a perder. Uno de esos grupos de personas que tenemos en la comarca preocupados por nuestro patrimonio es la Asociación Overa Viva, que desde las redes sociales, y demás medios de comunicación, están luchando porque les escuchen. Su lamento es por el estado en que se encuentra el Castillo de Overa. Un lamento, desde hace muchos años, que no es escuchado y su torre, lo único que queda en pie, está en peligro de derrumbe inminente.

Todos unidos y con perseverancia salvaremos el Castillo de Overa y todo nuestro patrimonio.


       Quiero ser bueno e imaginar que el estado de penuria que sufren las arcas públicas andaluzas será el motivo por los que no se hacen actuaciones de conservación o recuperación, pero en una región como la nuestra que lidera el ranking del desempleo, la conservación del patrimonio sería una inversión bien empleada por los puestos de trabajo que crearía.

                             Baltasar Haro Collado. 17 de noviembre 2017.


* Baltasar Haro Collado es el director de Levante Televisión un medio de comunicación que lleva muchos años luchando por la mejora del Levante Almeriense. Su preocupación por el desarrollo de la cultura y la conservación del patrimonio histórico lo han convertido en un referente de la preocupación de muchas personas por la recuperación del patrimonio histórico y cultural almeriense.
         
 <iframe width="560" height="315" src="https://www.youtube.com/embed/nqoPFexZeaw" frameborder="0" allowfullscreen></iframe>

  https://youtu.be/nqoPFexZeaw
https://www.youtube.com/watch?v=nqoPFexZeaw#action=share