domingo, 8 de febrero de 2015

NOCHE DE LAS LUMBRES EN OVERA. AÑO 2015. Por Overa Viva.

Noche de las Lumbres Overa 2015. Fotografía Ana Mª. García Díaz. Archivo documental de Overa Viva.

Noche de las Lumbres Overa 2015. Fotografía Ana Mª. García Díaz. Archivo documental de Overa Viva.

Noche de las Lumbres Overa 2015. Fotografía Ana Mª. García Díaz. Archivo documental de Overa Viva.

Noche de las Lumbres Overa 2015. Fotografía Ana Mª. García Díaz. Archivo documental de Overa Viva.

Noche de las Lumbres Overa 2015. Fotografía Ana Mª. García Díaz. Archivo documental de Overa Viva.

Noche de las Lumbres Overa 2015. Fotografía Ana Mª. García Díaz. Archivo documental de Overa Viva.

Noche de las Lumbres Overa 2015. Fotografía Ana Mª. García Díaz. Archivo documental de Overa Viva.

Noche de las Lumbres Overa 2015. Fotografía Ana Mª. García Díaz. Archivo documental de Overa Viva.

Noche de las Lumbres Overa 2015. Fotografía Ana Mª. García Díaz. Archivo documental de Overa Viva.

Noche de las Lumbres Overa 2015. Fotografía Ana Mª. García Díaz. Archivo documental de Overa Viva.
Noche de las Lumbres Santa Bárbara - Overa 2015. Fotografía LOLA ZURANO. Archivo documental de Overa Viva.

Noche de las Lumbres Santa Bárbara - Overa 2015. Fotografía LOLA ZURANO. Archivo documental de Overa Viva.

Noche de las Lumbres Palacés 2015. Fotografía aa.vv. La Torrecica.  Archivo documental de Overa Viva.

Noche de las Lumbres Palacés 2015. Fotografía aa.vv. La Torrecica.  Archivo documental de Overa Viva.

Noche de las Lumbres Palacés 2015. Fotografía aa.vv. La Torrecica.  Archivo documental de Overa Viva.

Noche de las Lumbres Palacés 2015. Fotografía aa.vv. La Torrecica.  Archivo documental de Overa Viva.
Se celebra el Día de la Candelaria, 2 de febrero o el día 8 del mismo - en nuestra localidad - , porque en Huércal-Overa, ese día de 1739 se trasladó la parroquia que estaba junto a la carretera nacional a su actual emplazamiento y los vecinos , de forma espontánea, encendieron hogueras para iluminar el paso del Santísimo y las imágenes sagradas.

Joven saltando la lumbre.
Hace unos años, la semana anterior a la fiesta, los niños arrastrábamos hasta una era jorros de zarzas secas , procedentes de la limpieza de los caballones de los bancales o leña de la tala de árboles. Había una cierta competencia por ver qué lumbre sería más grande.
Así que íbamos amontonando con una horca la mayor cantidad posible de leña para que nuestra fogata fuese la que alcanzase las llamas más altas y hermosas. Alrededor del montón le poníamos cañas con esparragueras porque crepitaban y chisporroteaban al arder, simulando unos minifuegos artificiales.
Los muchachos saltábamos la lumbre, habiendo muchos atrevidos que salían chamuscados.
Asociada a este evento, estaba la costumbre de disfrazarse de osos. Dos jóvenes se cubrían el cuerpo con zaleas (Pieles de oveja o carnero que conservaban la lana) y el osero que los conducía atados con cuerdas de esparto. Estos seres maléficos, aprovechaban la oscuridad de la noche y el bullicio alrededor de la lumbre, para abrazar a las mozas.
Esta tradición está a punto de desaparecer, si no lo remediamos...
Textos:  (Extracto de trabajo: La noche de las Lumbres de Alonso Martos en www.blogspot.com/overaviva )