viernes, 31 de mayo de 2013

NOTAS SOBRE EL CASTILLO DE OVERA. Recopilado por Sergio Díaz Parra.


Con estas notas pretendo hacer una pequeña aportación al conocimiento de nuestra historia. Este es el primer paso; después, aplicar el eslogan de Overa viva..."Se ama lo que se conoce. Se defiende lo que se ama". Sergio Díaz Parra, arquitecto. Universidad de Las Palmas de Gran Canaria.
Castillo de Overa (Santa Bárbara). Autor anónimo. Archivo fotográfico de Overa Viva.


CASTILLO DE OVERA

Extraído del libro "Notas para el estudio de la aquitectura militar en la zona de la axarquía almeriense (S. VIII al XVIII)." Martín García, Mariano.

Castillo de Overa (Santa Bárbara). Fotografía J. Pardo. Archivo fotográfico de Overa Viva
Situado 4,50 Kms al SO de Huércal-Overa, en un cerro de 240 metros de


altitud, localizado entre el río Almanzora y el cruce de la antigua CN-340 con la


CC-323, desde el que sale el camino que llega a él y que atraviesa el núcleo de


población de Santa Bárbara. [M.M.E., hoja 996 (Huércal-Overa), E:1/50.000,


coordenadas U.T.M. (592.060-4.134.500)].


Corresponde a una de las fortalezas que Muhammad V había reforzado


para la defensa de la frontera oriental del Reino de Granada en su sector

murciano. La parte alta del cerro en el que se sitúa la ocupa el castillo,
cuyos

elementos principales son una gran torre rectangular y un aljibe.
 
Vista general del Castillo de Overa y su enclave en la población de Santa Bárbara. Foto Gustavo Guilman. Editada por Overa Viva.


El poblamiento de la antigua Overa ocupaba las laderas del monte, en especial la SE.

La torre tiene unas dimensiones de 8,25 x 7,05 metros, correspondiendo

los lados mayores a las orientaciones NE y SO. Los primeros 4,50 metros de

altura están construidos con hormigón de piedras de mediano tamaño, sobre

una zarpa del mismo material, siendo ésta de gran tamaño sobre todo en el lado

NO, conservando sus paramentos exteriores perfectamente enlucidos. A partir

de esta altura los muros de la torre se construyen en mampostería, con un


Castillo de Overa. Fotografía Juan Pardo (2012).
grosor aproximado de 1,00 metro, rejuntándose las llagas con mortero de cal,

de los que quedan claras muestras en la fachada NE.


Esta primera planta hueca presenta en su testero SE la puerta de acceso

a la torre, encontrándose su umbral a la mencionada altura de 4,50 metros.

Dicho hueco, formado por un arco de medio punto tras el que hay una bóveda

rebajada, ambos de ladrillo, tiene una anchura de 1,40 metros y una altura de

2,00 metros. Esta planta conserva una altura cercana a los 3,00 metros y su

interior estaba formado por dos salas abovedadas paralelas, separadas por un

muro de mampostería en el que se abre el hueco de paso y orientadas en la

dirección SO-NE. Conserva restos del arranque de las bóvedas de ladrillo que las

cubrían.
Hueco exterior en una de las paredes del castillo. Fotografía Juan Pardo para Overa Viva.

La primera de las salas presenta, además de la puerta de acceso, un

hueco, quizás saetera, en el muro NE. La segunda de las estancias no tiene

ningún hueco al exterior, si bien en el pavimento tiene una abertura. Es posible

que la diferencia del tipo de material entre ambas plantas, sobre todo el que la

inferior sea de hormigón, así como el mencionado hueco en el suelo, pueda ser

indicio de que en su interior exista un aljibe, hecho habitual en la construcción

de las torres de este tipo del Reino nazarí de Granada.

El aljibe situado a unos 5,00 metros al S de la torre tiene planta

trapezoidal, de dimensiones medias 3,50 x 4,10 metros, correspondiendo las

mayores a las orientaciones E y O. Está construido con muros de hormigón

ejecutado con piedras de mediano tamaño, estando enlucido su interior y

achaflanados los ángulos. Interiormente tiene adosado al muro descrito otro de

ladrillo, también enlucido con mortero de cal, con un espesor de 0,30 metros. Es

posible que la bóveda que lo cubría apoyara sobre este último muro y fuese del

mismo material.
Ruinas del Castillo de Overa. Fotografía J.Pardo. Archivo fotográfico de Overa  Viva.
No se han encontrado restos de murallas ni de otras torres de la

fortaleza, si bien si quedan abundantes restos de la distribución interior tanto del

castillo como de la población que se asentaba en las laderas del cerro, en

especial en la SO, quedando importantes muestras de su trazado urbanístico,

todo construido con muros de mampostería de los que resta una altura

considerable. Se distinguen entre los restos gran cantidad de estructuras de

viviendas, algunas con habitaciones de tamaño muy reducido y muros de escaso

grosor. También se conservan pavimentos originales en algunas de estas

habitaciones.
Castillo de Overa. Fotografía J. Pardo para Overa Viva

El estado general de conservación del conjunto es malo, encontrándose

abandonado y cubierto de vegetación. El interior de la torre tiene caídas sus

bóvedas y habría que limpiar el agujero existente en el pavimento de la primera

planta para confirmar la existencia de un posible aljibe bajo ella.

El aljibe exterior se encuentra relleno de escombros hasta la altura del

arranque de su bóveda de ladrillo, la cual se ha perdido. Igual sucede con todos

los demás restos de muros de la distribución interior de la fortaleza y del

poblado, por lo que sería de gran interés una exhaustiva excavación

arqueológica de toda la zona ya que sacaría a la luz uno de los poblamientos

mejor conservados de todo el territorio nazarí. Este castillo fue declarado BIC en

1949.



Eslogan de la campaña de difusión "Salvemos el Castillo de Overa" promovida por Overa Viva.