jueves, 18 de octubre de 2012

Flumen Superbum - Almansur - Río Almanzora... Por Juan Pardo Valera


Flumen Superbum - Almansur - Río Almanzora

 Si quieres ver vídeo del 28 de septiembre clica aquí: http://youtu.be/GJL_Ox2GrTI

         Río Soberbio, El Victorioso… nuestro Río Almanzora es temperamental, impredecible. Ameno y cariño a veces... y otras atemorizador y terrorífico…

Este escrito quiere ser un paseo por la historia del río Almanzora y sus avenidas. Y, especialmente, por la riada del 19 de octubre de 1973 de la que se conmemora el 39 aniversario. Sin olvidar las recientes inundaciones del 28 de septiembre cuyos efectos debemos superar cuanto antes con lucha y tesón.

Nuestro rio Almanzora puede ser ameno y cariñoso... Temperamental siempre.

         El río Almanzora nace en Alcóntar cerca de Serón y Tíjola en la vertiente norte de la sierra  de los Filabres a unos 1970 m de altitud. En su primera bajada, se encuentra enseguida guiado hacia el este en un valle formado por dos cadenas montañosas: al norte la sierra de las Estancias y al sur la sierra de los Filabres.

En este corredor desembocan tanto de la ladera sur como de la del norte numerosos ramblas y afluentes que en ciertas ocasiones han concentrado en el río un poderoso caudal. Después toma rumbo hacia el sureste hasta su última sierra: El Almagro.

Con sus 90 Km. de recorrido, es el río mas largo de la provincia de Almería.

Aunque permanezca seco o casi seco el año entero, puede, en periodos de lluvias abundantes o torrenciales, recoger mucha agua y material erosivo de sus numerosos afluentes y ocasionar riadas catastróficas.

La presa de Cuevas de Almanzora/Overa situada al norte del pueblo al pie sur de la Sierra de Almagro, corta el paso al Río Almanzora. Fue construida después del encauzamiento del río; encauzamiento que se hizo imprescindible después de la riada catastrófica de 1973 que afectó seriamente a la aldea de Los Orives y al pueblo de Cuevas de Almanzora. Los trabajos para canalizar se llevaron a cabo hasta su desembocadura en el mar entre los pueblos de Palomares y Villaricos.

Nuestros antepasados siempre construyeron respetando los niveles del rio.

“Navegando” río arriba hacia el noroeste, desde el aliviadero hasta la punta del lago (Overa), (cuando el embalse esta lleno), se cubre unos 12 Km. de río a través del sinuoso valle del Almagro y eso conduce a Santa Bárbara-Overa (cuyo antiguo puente no pudo aguantar la riada de 1973). Cerca del paso de la autovía en el término municipal de Huércal y Overa.

El embalse de Cuevas del Almanzora/Overa cumple varias funciones: regular los caprichos del río amortiguando eventuales riadas, abastecer en agua las poblaciones de la cuenca, suministrar agua para el regadío y almacenar eventualmente agua del trasvase Tajo-Segura. Objetivos difíciles de alcanzar hoy en día dado la escasa pluviometría en la cuenca del Alto Almanzora desde varios años y la creciente demanda de los otros actores.

 La poca agua que almacenaba semanas atrás se ha aumentado de forma considerable con las inundaciones del 28 de septiembre de este año,pasando de 10 Hm3 a cerca de 60. El pantano de Cuevas/Overa no deja de impresionar por el contraste de su agua azul engastada en el joyero oscuro del Almagro.

Su agua azul engastada en el joyero oscuro del Almagro.

1. PEQUEÑA HISTORIA DE LAS AVENIDAS DEL RIO ALMANZORA.

         Las inundaciones se producen cuando llueve copiosamente durante muchos días seguidos, la tierra ya no puede absorber más agua y los embalses rebosan; o que diluvie en cuestión de horas. En cualquier caso, los daños no dependen tanto de la cantidad de agua caída como de la topografía del terreno y los obstáculos puestos al desagüe natural por la expansión urbanística y las vías de comunicación. A este respecto, resulta evidente que "El río no se mete en las casas, son las casas las que las metemos en el río".

 

En un pequeño recuento de las inundaciones documentadas de nuestro río, tenemos:

1. De la primera que tenemos constancia es del año 1.580 fue desastrosa, se llevó varios pagos en el Medio Almanzora.

2. Otra grave inundación del Río fue en 1.753, por cuya causa, no se cultivaban 142 fanegas en Cascajar Purchena y 12 en Olula por arrastre del Río, el resto permanecía inculto.


3. También fue importante la riada del año 1769.

4. En el mes de Enero cayeron en Olula del Río unas grandes nevadas, para principios de Febrero fueron fuertes lluvias. Estas se tradujeron en catastróficas por el caudal desorbitado del Río a su paso por la villa, era el año de 1.778.

Limpieza de Albox, tras las inundaciones del 73.
5. El 30 de Abril de 1.802 se fue el pantano de Lorca y dicho día un rayo mató al capellán en Baza, la tormenta es de las que no se olvidan tan fácilmente, pues hasta nuestros días ha quedado el dicho del pantano mencionado. “Reventó como el Pantano de Lorca”.

6. El desbordamiento del Río Almanzora el 14 de Octubre de1.879 fue calificado de desastroso. La cantidad de agua que lo produjo abarcó las provincias de Almería, Murcia y Alicante. El Río Almanzora corría desbordado a lo largo de todo su recorrido, arrastrando todo lo que encontraba a su paso. De ello se hizo eco la prensa española y fue tal que una comisión de Madrid, presidida por D. Manuel María José de Galdo, recorrió toda la cuenca del Río para comprobar el desastre.

7. Otra fue la de Septiembre de 1.880:" La más sonada catastrófica" como afirman algunos. Al pasar por Cuevas del Almanzora el Río llevaba más de 10.000 metros cúbicos por segundo (parece exagerado). Esta tormenta se desató entre Tíjola y Serón entre las 6 y las 9' 30 y sólo tardó en llegar a Cuevas 2 horas. En su recorrido arrastró 52 cadáveres, su magnitud fue tal que hasta la Comarca llegó de Madrid el Ministro Canalejas.

8. En 1.884, de Marzo a Noviembre se contabilizaron otras 5 riadas, de estas destacamos las del 20 de Mayo y la del 2 de Septiembre que fueron terribles, durante todo el año el cauce del Río alcanzaba las dos orillas.

9. El Río Almanzora que parece riachuelo cuando despierta es terrible en todos sus extremos. En Septiembre de 1.888, las aguas alcanzaron una altura de 30 metros, parece ser que es en esta cuando adquirió el cauce que hoy conocemos.

  

10. El de Septiembre de 1.891 de nuevo el Flumen Superbum arrambla con todo lo que encuentra en su avenida, pero en este caso fue la villa de Albox la más castigada.
Casas de Zurgena destruidas en las inundaciones del 73
En el siglo XX también son frecuentes las inundaciones del río Almanzora. Entre ellas las más importantes fueron las de 1924, 1973 y 1977. En estos días hemos tenido una igualmente destructiva y ruinosa, la inundación del 28 de septiembre de 2012.

       Sólo cuando ocasionales lluvias torrenciales producen súbitas inundaciones, causando víctimas humanas y cuantiosos daños materiales, nos preocupamos por este fenómeno meteorológico que, como funesta lotería, puede afectar a cualquier punto geográfico de nuestro país, con el máximo de probabilidades en el litoral mediterráneo. Pero mientras tanto seguimos causándole heridas a la naturaleza y a los cauces de agua...

Las inundaciones del 19 de octubre 1973

        El agua, fuente de vida, elemento imprescindible; ese bien tan preciado que comienza a escasear y que en los últimos años ha creando enfrentamientos políticos en España, fue protagonista desagradable, de fatal recuerdo en la memoria, para la población del Valle del Almanzora y demás vecinos de Almería, Murcia y Granada. Aquel otoño del 73, nuestros vecinos vivieron las 36 horas más largas que jamás recuerdan. Parece mentira, como un elemento tan aparentemente sencillo como el agua, puede con su escasez, significar la ruina, miseria de un territorio o su abundancia en demasía; la tragedia.

        Aquel inicio de fin de semana, viernes 19 de octubre de 1973, los vecinos del Almanzora, miraban con esperanza el cielo. Después de un seco y duro verano, se esperaba con ansia las primeras lluvias del otoño. Pero ese año, todo fue diferente. El cielo, descargó como nunca, cántaros y cántaros de agua, una lluvia torrencial como jamás se había notar en la zona. Aquello era como si todas las precipitaciones de varios años, se descargarán en un instante. Lo siguiente ya fue el caos.

       Almería y Murcia presentan una orografía en su terreno y condiciones climatológicas similares. La escasa vegetación de sus montes, desprovistos apenas de cubierta vegetal, salvo en contadas zonas y su fuerte erosión, son responsables de las inundaciones. Pues no es sólo el agua, es el lodo y los arrastres lo que causa el mayor daño.

      Cuando comienzan las lluvias torrenciales,la denominada "Gota Fría"  que después explicaremos, el agua baja de los montes de forma rápida, sin apenas obstáculo, pues la escasez de vegetación no es capaz de retener el agua. En su camino, arrastra areniscas y rocas de varios tamaños que terminan llenando barrancos y torrenteras. Conforme mayor es el ímpetu de la lluvia y acumulación de agua, mayores son los materiales que arrastra a su paso. Los barrancos, pequeños arroyos y demás torrenteras, terminan por confluir a cauces de mayor tamaño denominados “ramblas”. El volumen de las aguas y materiales arrastrados (barro y piedras), actúan como una verdadera máquina de destrucción, que asola todo lo que encuentra a su paso. Todo, al final, acaba en el Río Almansur (El Victorioso) que como infernal máquina de guerra, arrasa, sin piedad, a las que hasta horas antes eran sus amadas orillas...

        En la provincia de Murcia, las 2 localidades donde las inundaciones dejaron un trágico balance fueron: Puerto Lumbreras y Lorca.


        En la provincia de Almería las inundaciones afectaron a la cuenca del río Almanzora y otra en el sur de la provincia, donde se encuentra enclavada la desembocadura del río Adra. También afectó de forma dramática a la costa granadina, especialmente a la localidad de la Rábida, donde hubo muchos muertos...
        En el valle del Almanzora, más de 20 municipios se vieron seriamente afectados, sobre un total de población de 65.000 personas. Aunque la distribución de precipitaciones fue desigual en la provincia, se establecieron medias de entre 100 y 125 litros por metro cuadrado (en Zurgena se estima que cayeron más de 600 l/m2), por lo que da lugar a una cifra de mil millones de metros cúbicos los recibidos en menos de dos días. Las principales cuencas receptoras: Andarax, Almanzora, Nacimiento y Adra, registraron más de 600 millones de metros cúbicos. En algunos puntos, las aguas rebasaron los 15 metros de altura, dándonos cuenta la magnitud de la catástrofe.


Violencia del agua en la riada del 19 de octubre de 1973 a su paso por Santa Bárbara (Overa).

Hay que lamentar las 10 víctimas mortales que se produjeron entre las localidades de Zurgena, Vélez Rubio y Macael, así como varios heridos. Además se produjeron cuantiosas pérdidas en la agricultura, con pérdida de arbolado, cosechas, fértiles tierras en los márgenes del río Almanzora y más de 8000 cadáveres de animales de granja. En este aspecto, en Cuevas de Almanzora se registraron 5500 cadáveres de animales.

Los daños en edificaciones fueron numerosos. Aparte de las casas de campo que se encontraban en las inmediaciones del río Almanzora, los pueblos más seriamente afectados fueron: Albox y Zurgena.

En Albox, hubo graves derrumbamientos y toneladas de barro y demás materiales en sus calles. En este sentido, no fue la acción del río Almanzora ya que no pasa por la localidad, sino de su Rambla.

En Zurgena, la destrucción de edificios supuso el 50 por ciento del total de la población.

Las comunicaciones telefónicas, redes de alcantarilla, agua potable y suministro eléctrico, quedaron totalmente destruidas.

El caos se iba apoderando de la zona. La imposibilidad de acceder a las localidades implicadas en la catástrofe, hacía más trágica la situación si cabe.

El puente de hierro de la carretera Murcia-Almería, a su paso por Overa, quedó destruido como nos cuenta una testigo presencial (Lola Zurano) "El agua levantó primero el pico del puente cercano a la Venta, después lo desplazó vertical al río, y finalmente, soltó el otro lado... lo elevó sobre las aguas y lo capuzó en sus profundidades; nunca más se volvió a ver".

A la mañana siguiente a la catástrofe, se dispuso el suministro de alimentos y medicamentos mediante helicópteros.

El problema sanitario más urgente, fue el suministro de agua potable para consumo humano y el evitar los focos de epidemias, por lo que se estableció vacunaciones masivas a toda la población.

 Los medios de comunicación escrita, las televisiones, radios, se hacían eco de la catástrofe.

En la tarde del día siguiente a la tragedia, el Gobernador Civil y Jefe Provincial del Movimiento, convoca una reunión con los medios informativos, para dar a conocer los detalles de la magnitud de la catástrofe.

En esta foto podemos comparar la altura del agua para poder arrastrar este sólido Puente de Hierro de Overa.


En palabras, del Gobernador, el Sr. Jove “Almería es la que menos vidas ha perdido, pero los daños materiales son muy superiores”.

       Técnicos de la Delegación Provincial de Agricultura se desplazan a varios puntos de la provincia para hacer una aproximación de los daños. Aunque no es posible concretar la cuantía, sólo en relativo a cultivos, pueden estimarse unas pérdidas por valor de 3500 millones de pesetas.

        El sonido de los helicópteros, se hacía notar los cielos de la cuenca del Almanzora. El Ministro de Vivienda, Gobernador Civil, Presidente de la Diputación, Delegados de Agricultura y Trabajo, visitaban las zonas más afectadas por la catástrofe, transmitiendo el mensaje del firme propósito por parte del Gobierno, de facilitar la pronta recuperación de las localidades afectadas por las inundaciones.

        Entre las medidas adoptadas por el Gobierno:

Se aprueba un decreto ley de Hacienda, que faculta al Gobierno para suspender la exención de tributos pendientes y el aplazar pagos a los afectados.

De igual modo, se aprueba una línea de crédito oficial de 2000 millones de pesetas, que permitirá a lo largo de diez años y tres de carencia, disponer de recursos adicionales para la recuperación de las actividades.

Desde el titular de Agricultura, se aprueba la recuperación de los caminos, cauces de arroyos, etc, mediante la disposición de maquinaria de obra y más de 140 camiones basculante.

         La línea ferroviaria Guadix-Murcia, interrumpida en 22 puntos, comienza a restablecerse.

Se trabaja con toda intensidad para la reconstrucción de carreteras y puentes, así como la actividad portuaria.

Desde el Ministerio de Información y Turismo, se conceden ayudas por valor de cinco millones de pesetas, para la reparación de las instalaciones hoteleras.

Por el Ministerio de Trabajo, se concederán subvenciones para combatir el paro forzoso en las zonas afectadas por las provincias de Almería, Granada y Murcia, por una cuantía de diez millones de pesetas para cada una de ellas, y con cargo a los fondos de empleo comunitario.

        Así mismo, se otorgarán moratorias para el pago de cuotas individuales de los trabajadores, aplazamientos y fraccionamientos del pago de las cuotas de empresarios y trabajadores a la Seguridad Social. Ayudas a la empresa, trabajadores autónomos y prestaciones de subsidio de desempleo.

        En materia de Vivienda, se aprueba el envío urgente de 486 albergues provisionales. El Instituto Nacional de la Vivienda queda autorizado para la puesta en servicio de 586 alojamientos provisionales y se inician los expedientes para la construcción de las viviendas definitivas, que pueden cifrarse en cerca a mil.

         A estos propósitos del Gobierno y sus diferentes Ministerios, hay que sumar la del Banco Central. Al frente, el más alto cargo de la entidad bancaria, Don Alfonso Escámez en rueda de prensa convocada en el Parador Nacional Reyes Católicos de Mojácar, estableció una línea de crédito especial por valor de 500 millones de pesetas, a plazo de cinco años, con el 6% de interés, idéntico al coste del banco. De esta forma, se concederían préstamos a los damnificados, sin beneficio alguno para el Banco. El proyecto es claro y decisivo: ayudar a todos.

        Las muestras de ayuda no cesaban de llegar. Un llamamiento a través de una emisora de radio de Marbella, animaba a las familias a albergar a niños almerienses procedentes de las zonas damnificadas. La respuesta no tardó en llegar, familias de Marbella, adoptaron a niños almerienses en sus hogares hasta que no se normalizaron las circunstancias de las zonas siniestradas.

Molino de la Santa antes de la rieda del 73
       Desde el Vaticano, el Papa Pablo VI, se sumó al dolor de los damnificados, familiares de víctimas y ofreció sufragios por eterno descanso de los fallecidos, en un telegrama dirigido al Obispado de Almería.

      A pesar de las ayudas recibidas, la grave catástrofe quedará imborrable en las mentes de los habitantes de la zona. La desagradable experiencia no es fácil olvidar, a pesar que la comarca fue recuperando la actividad poco a poco. En ese sentido, la visita que protagonizaron los príncipes de España. Don Juan Carlos y Doña Sofía, se mostraron interesados por todos los detalles de la catástrofe, al igual que, visiblemente afectados por la emoción, escuchaban las súplicas de todos cuantos se reunieron para recibirles.

        Hoy, en la actualidad, se recuerda la catástrofe con respeto. Los amplios márgenes del río Almanzora y Rambla de Albox, son signos visibles de la grave inundación. ¿Se podía haber evitado? No lo sabemos. Pero bien es cierto, que cuando ocurren catástrofes de esta magnitud, la naturaleza nos avisa de que algo no está funcionando correctamente. Sirven estas líneas para recordar a todos, la importancia que tienen nuestros bosques; la labor como elementos para frenar el avance del desierto y como agentes para mitigar el efecto de las lluvias torrenciales sobre los montes, permitiendo que los terrenos no se desprendan. Así como el no construir en los cauces de ramblas y rios… no roturar y ocupar las ramblas, ramblizos… cauces en definitivos de las aguas… Cuidemos de nuestro entorno y ayudemos a su regeneración.

El rio con su aportación de agua hace posible el explendor de Overa.

Precipitaciones del día 19 de octubre:

Tíjola: 250 l/m2

Purchena: 232 l/m2

María: 172 l/m2

Vélez Blanco: 181 l/m2

Abrucena: 105 l/m2

Senés: 180 l/m2

Caniles: 160 l/m2

Cúllar Baza: 133 l/m2

Y dejo para el final el record de los records de lluvia: En Zurgena cayeron entre las 11 y 14 horas, en tan solo 3 horas, más de 600 litros por metro cuadrado, es decir, el doble de lluvia que cae por término medio de agua en un año entero, pero de golpe en tan solo 3 horas. Además no se sabe exactamente cuánto cayó, ya que el pluviómetro tenía una capacidad máxima de 600 l/m2 y rebosó. Según cálculos realizados en el Instituto Nacional de Meteorología, se estima que realmente fueron ¡800 litros por metro cuadrado!, aunque oficialmente sean 600. Esta es la lluvia más elevada y en más corto intervalo de tiempo medida en la historia de la meteorología española. Eso no quita que lluvias similares ocurrieran en tiempos más antiguos pero no hay registros.

En los momentos de mayor afluencia llego a los 3500 m3/segundo


Las riadas: agua y barro jamás conocidos.

Los ríos y ramblas crecieron de una manera desaforada, con caudales incluso de miles de m3 por segundo (millones de litros por segundo). Veamos las cifras:


Río Almanzora: 3500 m3/s

Rambla de Albánchez: 500 m3/s

Río Sierro: 180 m3/s

Río Bacares: 100 m3/s

Rambla de Albox: 1600 m3/s

Rambla del Higueral: 500 m3/s

Río Guadalfeo: 1200 m3/s

Río Guadalentín: 3000 m3/s

Rambla de Albuñol (que se llevó parte de La Rábita por delante): 1100 m3/s

EL FENÓMENO ATMOSFÉRICO DE “LA GOTA FRIA”


         En España, esta semana pasada sufrimos unas fuertes lluvias torrenciales que desgraciadamente se cobraron algunas vidas. Varias comunidades estuvieron en alerta amarilla y naranja a causa de las mismas. Según los medios de comunicación, España ha atravesado una Gota fría. Pero, ¿en que consiste realmente esto?.

La gota fría, término más conocido por los meteorólogos por DANA (Depresión Aislada en Niveles Altos) para referirse a este fenómeno meteorológico, es una perturbación atmosférica extratropical no frontal que puede provocar precipitaciones excepcionalmente violentas e intensas durante unas horas o días, acompañada de numerosos rayos y de granizo. Afecta a superficies reducidas o de mediana escala y siguen trayectorias imprevisibles, causando grandes lluvias y fuertes vientos.

 

Descripción del fenómeno

         Su origen está íntimamente relacionado con el fenómeno de la diatermancia (propiedad del aire atmosférico de ser atravesado por los rayos solares sin calentarse) en el Mediterráneo occidental durante los meses de otoño (en especial, en octubre), que es cuando las aguas marinas están mucho más calientes en comparación con las tierras continentales, lo que crea una fuerte inestabilidad atmosférica (las aguas calientes se evaporan más rápido). Dicha inestabilidad genera unas precipitaciones muy intensas que afectan a las costas próximas. La gota fría, que conserva su giro ciclónico, se convierte en una baja presión en altura, lo que produce inestabilidad y favorece la convección. La gota fría será más importante cuanto mayor sea la temperatura de las aguas marinas ya que el vapor de agua asciende repentinamente debido a la menor densidad del aire caliente y se condensa, formando rápidamente nubes de gran altura (generalmente, de más de 10 km) que casi siempre son del tipo de cumulonimbos.

         Aunque las gotas frías son frecuentes en la totalidad de las latitudes medias adquieren especial importancia en los entornos mediterráneos, cálidos y en los que el mar proporciona abundante humedad, considerándose por su breve periodo de recurrencia un rasgo característico del régimen pluviométrico de este clima.

        Estas perturbaciones son frecuentes en la Península Ibérica en las estaciones intermedias, sobre todo en otoño durante los meses de Septiembre y Octubre, aunque también pueden aparecer en verano.


Formación

           La gota fría es un fenómeno típico del Mediterráneo (ya que el contraste térmico es mayor que en otras zonas), un mar que se calienta mucho en verano, que puede llegar a estar cerca de treinta grados en zonas cercanas a la costa, pero cuando llega el otoño, suelen entrar bolsas de aire frío en capas altas, al ser más ligero el aire caliente que hay sobre el Mediterráneo asciende rápidamente, formando una gran borrasca, si en ese punto sopla viento de levante (si se forma enfrente de las costas españolas) que aporte más humedad y la empuje a tierra es cuando desata su poder, la gota fría al igual que los huracanes depende del mar para obtener su energía, por lo que los mayores vientos y las mayores lluvias suelen ser en la costa, también al igual que los huracanes, la gota fría gira pudiendo incluso a intuirse un ojo en su centro en muchas ocasiones.

          Por tanto, podemos decir que la gota fría es una masa de aire caliente que se eleva a gran altura produciéndose su rápido enfriamiento originando grandes perturbaciones atmosféricas, lluvias muy intensas con numeroso aparato eléctrico, granizo y vientos huracanados.

Imagen de la gota fría en España

          La gota fría es un fenómeno meteorológico de alta peligrosidad en las zonas donde se produce (las máximas precipitaciones otoñales en las costas del Levante español se han venido produciendo siempre durante este tipo de fenómenos), pudiendo llegar a causar severas inundaciones, erosión, numerosas víctimas y destrucciones localizadas o en áreas bastante extensas, llegando a extremos de lluvias intensas que, como en Gandía (Valencia) en 1987 llegó a superar los 500 l/m², es decir, si el agua no hubiera fluido hubiera cubierto la zona con medio metro de agua, una cantidad equivalente a lo que llueve en la zona en todo un año. ¿Qué decir de los 600 l/m2 de Zurgena de 1973?

El viento puede llegar a más de 140 km/h en la costa causando caídas de árboles pero que en interior amaina de manera considerable.

La marejada resultante puede destruir playas, embarcaciones y paseos marítimos, llegando a penetrar el mar en tierra firme y llegando a destruir los locales en primera línea, las marejadas propias de la gota fría no son tan poderosas como las de los huracanes pero aun así pueden elevar el nivel del mar 1 metro o más tragándose playas y paseos, con oleajes que suelen superar los 4 o 5 m de altura, olas que sin ser muy altas albergan una gran potencia por su corta longitud de onda.


La Ramblica de Los Navarros (Overa). 28 de septiembre de 2012

  
LAS INUNDACIONES DEL 28 DE SEPTIEMBRE DE 2012.

        Como comenta nuestra compañera Ana MªGarcía en su magnífico reportaje sobre las inundaciones:

“ Aunque la previsión meteorológica anunciaba precipitaciones para el viernes 28 de septiembre de 2012, jamás se pensó que estas fuera tan intensas. Sobre las ocho de la mañana empezó a caer una lluvia torrencial, que alcanzó su mayor intensidad alrededor de las once y cesó aproximadamente alrededor de la una del mediodía. El efecto inmediato de este temporal fue el desbordamiento de las ramblas de Overa: la rambla del cementerio que desembocó en la puerta de la iglesia de Los Menas, la Ramblica ubicada entre Los Navarros y Los Menas, el barranco de Isabel "la Diego" que desembocó en Los Navarros, el barranco que hay en el Hostal Overa el barranco de Los Menas que se llevó la caseta del motor del pozo "del Ventero"...y todas las ramblas y barrancos que conforman Overa. Especialmente dañinos fueron los efectos en la barriada de La Concepción, donde“salieron” todos los barrancos y ramblas por encima de la carretera comarcal con Zurgena y se llevaron por delante todos los puentes, carreteras y caminos…inundando de lodo todo lo que encontraron a su paso.


Estado ruinoso tras la inundación de 2012. Los Menas (Overa)

        La gente no salía de su asombro; el caos llegó a Overa ocasionando goteras en la mayoría de viviendas y muchas de ellas quedaron anegadas por el agua. Por las calles se podían ver cubos de basura moviéndose, coches prácticamente cubiertos de agua y alguno que se llevó a su paso en La Concepción, muros cayéndose, e incluso en Santa Bárbara una casa se derrumbó; por las ramblicas el agua arrasaba olivos, árboles frutales,...todo aquello que encontraba a su paso. El colegio público Nuestra Señora de la Soledad también empezó a inundarse y tuvieron que venir los bomberos, pues los niños no pudieron ser recogidos hasta que bajó el caudal del agua del barranco de Los Menas, donde algunos tuvieron que hacer malabares para escapar de la embestida del agua.”

Las carreteras de La Concepción (Overa) han quedado totalmente destruidas. Foto: Blay Overa


       Los daños en infraestructuras han sido muy importantes. Así como en cultivos y domicilios. Es necesario realizar una exhaustiva relación de los mismos y ponerlo en conocimiento de las autoridades para solicitar las ayudas a que se tienen derecho.

En una primera lectura de los daños más importantes tenemos:

-la Ramblica, entre Los Menas y Los Navarros ha anegado todos los regadios de lodo y piedras.

-Asfalto levantado en la entrada Los Menas

-Puente del río en la unión con La Concepción y asfalto de carretera.

-Tubos del trasvase al descubierto en Santa Bárbara.


Los daños en cultivos han sido enormes, se tardará mucho tiempo y trabajo para recuperralos.

                                                
- Zona recreativa en Santa Bárbara

-Todos los asfaltados en general de los caminos

-Camino de la Almazara (intransitable desde la vía principal)

-Zona de rotonda de overa (salida y acceso a autovía)

-Pozo del ventero al descubierto tubos y caseta derrumbad

- Casa derrumbada en Santa Bárbara.

- Puente de la Rambla del Agua en la carretera de La Concepción con Palaces.

- Puente de la Rambla del Muerto entre La Concepción y la Autovía.

- Camino asfaltado del río a la Concepción en completa ruina.

Las calles de toda Overa eran verdaderos ríos de agua y barro... Foto:A. Morales

Y multitud de daños en casas, bancales, pedrizas destrozadas..etc. trabajos de cientos de años destruidos en pocas horas. Un desastre del que pasaran tiempo en recuperarnos.
La naturaleza siempre se cobra las heridas que le causamos. Aprendamos de todas estas experiencias y actuemos con respeto al levantar casas, construir carreteras, extender campos de cultivo...etc.

 Lo que hagamos ahora será nuestro futuro...

Pero es imprescindible:

1º.- Realizar los puentes con estructura de hormigón y vigas. Los famosos tubos de acero son una trampa fatal; son los responsables de los grandes desastres de La Concepción y otros lugares de Overa.

2º.- Mantener límpias de maleza y suciedad las ramblas, ramblicas, ramblizos..etc.

3º.- No crear obstaculos al curso del agua... mucho menos ocuparlos con cultivos, movimientos de tierras, edificaciones... Las autoridades deben ser inflexibles con los infractores, y los vecinos denunciar estos comportamientos insolidarios y tremendamente peligrosos para todos...

4º.- Aplicar el sentido común y la experiencia de nuestros mayores. Quien lo ha vivido es quien mejor sabe de la fuerza destructiva de nuestra naturaleza...

EL FUTURO Y NUESTROS HIJOS NOS LO AGRADECERAN...


El rio a su paso por los restos del Puente Hierro de Overa (Santa Bárbara). Foto Lola Zurano


SI QUIERES VER EL VÍDEO DE LAS INUNDACIONES DEL 73 EN ALBOX.... PICHA AQUÍ



Este artículo ha sido posible gracias a las fuentes informativas de:

Periódico “La Voz de Almería”.

Portalalmanzora

Dr. Ángel Fernández.

Francisco García Serrano.

Centro Guadalinfo de Cantoria

José Jaime Capel Molina.

Ana Mª García Díaz

y todos los fotógrafos de Overa Viva...